Psicólogo Henry Montero respalda críticas de Alofoke contra cónsul de RD en Costa Oeste de EEUU

Por redacciones

Miguel Cruz Tejada

El Pregonero, NUEVA YORK._ El reconocido psicólogo Henry Montero Tapia respaldó las críticas del influencer Santiago Matías (Alofoke) al cónsul general dominicano en la Costa oeste de Estados Unidos con sede en Los Ángeles (California), cineasta Alfonso Rodríguez por recientes declaraciones inflamatorias en las que el funcionario dijo que será capaz de “matar” para robarse $2 millones de dólares.

Montero Tapia, también especialista en salud mental operando clínicas en Nueva York y Florida calificó de muy correcta la respuesta de Matías a lo dicho por el funcionario diplomático con sede en Los Ángeles (California), diciendo que si bien a veces, el cónsul tiene discursos atractivos para algunos sectores, “los discursos de odio atraen más que los de amor” (https://www.instagram.com/reel/CwQdj8CsMXd/?igshid=MTc4MmM1YmI2Ng%3D%3D, https://www.instagram.com/p/CwShoN-r_QE/?igshid=MTc4MmM1YmI2Ng%3D%3D).

“En recientes declaraciones, el cónsul general de la República Dominicana en la Costa Oeste de Estados Unidos, Alfonso Rodríguez, hizo comentarios que han encendido un debate en la comunidad dominicana y en los círculos diplomáticos. afirmando que usando ideales demagógicos, sería capaz de apropiarse de 200 millones de dólares, y que también estaría dispuesto a matar por esa suma”, señaló el psicólogo añadiendo que apoya la posición de Alofoke para contrarrestar un mensaje tan altamente nocivo especialmente para la juventud dominicana y viviendo de un funcionario de la categoría de Rodríguez, cuyo deber es representar los mejores valores de la dominicanidad en el exterior.

“Estas palabras, de naturaleza extremadamente grave, ponen en cuestionamiento la imagen y la confianza hacia el representante oficial del Gobierno dominicano en la Costa Oeste de Estados Unidos, podrían tener repercusiones negativas en la percepción que tiene la diáspora dominicana y la comunidad internacional sobre el carácter y el compromiso del Gobierno dominicano con la ética, transparencia y el respeto a los principios democráticos”, sostiene Montero Tapia.

Subrayó que no solo se cuestiona la integridad y confianza hacia el representante oficial del Gobierno dominicano con sede en Los Ángeles, sino que también se pone en la palestra cómo este tipo de declaraciones pueden influir en la psicología del pueblo dominicano.

“Los comentarios de un líder o representante tienen el poder de moldear la percepción colectiva, y en el caso de la diáspora dominicana, estas palabras pueden causar confusión, desilusión o incluso miedo. Para muchos, puede reforzar la idea de que el sistema gubernamental está plagado de corrupción y malas intenciones, lo que podría llevar a la desconfianza generalizada hacia las instituciones”, explica el psicólogo.

“Declaraciones tan extremas pueden contribuir al sentimiento de alienación y desapego de la comunidad dominicana en el extranjero hacia su tierra natal”, expuso el especialista.

Señaló que para la población dentro de la República Dominicana, estas declaraciones pueden alimentar un sentimiento de desesperanza y desconfianza en sus líderes y representantes, afectando la moral del pueblo y su fe en un futuro próspero y justo.

“Estos impactos en la psicología colectiva pueden manifestarse en apatía, escepticismo y una disminución de la participación cívica.

Hasta el momento, el gobierno de la República Dominicana no ha emitido un comunicado oficial sobre las declaraciones del Cónsul Rodríguez. La comunidad dominicana, tanto en Los Ángeles como en otras partes del mundo, espera una respuesta clara y decisiva, así como acciones que aseguren que tales declaraciones no representan la postura oficial del país caribeño”, indica Montero Tapia.

“Se insta a reflexionar sobre la responsabilidad inherente que los representantes tienen, no solo hacia la nación que representan sino también hacia su pueblo, y cómo sus palabras pueden tener un profundo impacto en la psiquis colectiva”, agrega Montero Tapia.

Expuso que es esencial comprender que el lenguaje y la expresión de un diplomático reflejan en cierta medida, la perspectiva del Gobierno que representa. “Si bien cada individuo tiene derecho a sus opiniones y expresiones personales, es crucial que los representantes oficiales utilicen un lenguaje que refuerce la integridad, la confianza y la buena voluntad entre las naciones y sus ciudadanos”.

El psicólogo se quejó de que hasta el momento, el Gobierno de la República Dominicana ni el Ministerio de Relaciones Exteriores (MIREX) dirigido por el ministro Roberto Álvarez, no hayan emitido un comunicado oficial sobre las declaraciones del cónsul Rodríguez.

“La comunidad dominicana en Los Ángeles y en otras partes del mundo espera una respuesta clara y decisiva, así como acciones que aseguren que tales declaraciones no representan la postura oficial del país caribeño”, sugirió Montero Tapia.

Dijo esperar que el pronunciamiento del cónsul Rodríguez sirva como recordatorio de la importancia de seleccionar a representantes que no sólo comprendan la responsabilidad inherente a sus roles, sino que también demuestran un compromiso firme con los valores democráticos, éticos y morales.

Relacionadas