¿Por qué los miembros del Comité Político PLD le tienen miedo a Danilo Medina?

Danilo Medina
Compartir:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Por Kelvin Ortiz Faña

El Partido de la Liberación Dominicana era una sola familia, con sus problemas internos, pero que al final se ponían de acuerdo. Aún así, el poder desmedido y las ambiciones personales fueron creando las bases de las enemistades, hasta convertirse a lo que es hoy el PLD y a lo que será muy pronto.

Desde su llegada al poder, dos figuras se ganaron el respeto y cariño de los demás a base del trabajo político y la unidad. Eso fueron, Leonel Fernández y Danilo Medina.

Pero todo cambió entre ellos, la imposición de Leonel a reelegirse cuando le tocaba a Danilo en el 2008, creó las condiciones de un hombre que guardó su odio y rencor para cobrársela al llegar al poder.

Danilo esperó con paciencia, pero su odio y rencor fue más fuerte que amor que le tenía al PLD y, no entendió los limites del perdón y el agradecimiento.

En el 2012, Leonel se imaginaba lo que era Danilo, pero jamás a lo extremo que llegaría para destruirlo. Casi le entrega el poder a Hipólito Mejía, pero las amenazas de sometimientos  de sus más cercanos colaboradores, obligó que el León dejara todo atrás y apoyara a Danilo.

Leonel endeudó el país como nadie en ese proceso de campaña y las instituciones del Estado, se convirtieron en comando de campaña del candidato presidencial del PLD.

No obstante a eso, Leonel amenazó de muerte a Hipólito Mejía y a sus familias el 21 de mayo si no acepaba la victoria de Danilo. Al final, Hipólito y el PRD aceptaron su derrota, aquel 22 de mayo en un discurso al país. Desde ese día, el país entiende de un acuerdo secreto que llegó Danilo con Hipólito.

Tan solo hizo ponerse la banda presidencial y en plena Asamblea Nacional, Danilo inició su campaña en contra de Leonel, el hombre que hizo lo imposible para pasarle la antorcha. Desde el contrato de Barrick Gold y el maletín lleno de factura, Danilo trilló el inicio de una campaña para destruir políticamente y moralmente a Leonel.

En el 2014, Danilo entra al juego oficial de acabar con Leonel y le trajeron al narcotraficante, Quirino.

Fue tan bien planificada la jugada, que Danilo visitó a Leonel a su casa, para burlarse en su propia cara, de aquel que le dio las llaves de la bóveda del Estado para fuera presidente. En el 2015, Danilo arrodilló a Leonel ante un Comité Político que le tomó miedo desde esa acción contra Leonel.

A partir de ese momento, los miembros del Comité Político que no hacían causa común con Danilo, eran perseguidos y muchos de ellos, fueron investigados y sometidos a la justicia. Tanto fue el miedo, que hasta los presos se sumaron a Danilo. Algo históricamente inexplicable.

En el 2016, el ego de Danilo Medina y sus pandillas se elevó al más alto nivel con aquella victoria con el más del 60%, una victoria que marcó la salida del PLD del poder.

Los pocos Leonelistas que quedaron, fueron pasando uno a uno a expresarle lealtad al Trujillo del siglo XXI, nombre puesto a Danilo por Leonel. Los firmes desaparecieron y fueron los primeros en abandonaron el barco. Todos, por miedo de ser sometidos a la justicia con expedientes bien sustentados.

Pero la historia se repita, quien gobierna con odio, al final, se hace daño a sí mismo. Danilo jamás pensó que el PLD llevaría otro candidato que no fuera él en el 2020, pero tampoco pensó, salir inhabilitado y el partido derrotado. Definitivamente, el odio ciega.

Yo espero, que esta parte de la historia de la vida política dominicana, sirva como ejemplo al nuevo liderazgo político y que sepan, que el poder no es para siempre y que la venganza no traen resultados positivos. Ahora, lo que no entiendo, es por qué sigue el miedo a Danilo. Tema para otro artículo.

Sígueme @KelvinOrtizF

Colabora con El Pregonero
Click aquí para donar

Compartir:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •