Un discurso esperanzador y necesario

El Pregonero
Compartir:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El Gobierno dominicano ha decidido iniciar la reapertura de la economía, tras unos meses difíciles, no sólo para la salud de los ciudadanos, si no también para sus bolsillos.

Las medidas anunciadas en su mayoría eran esperadas, pero dos tienen un alcance masivo, ya que van en auxilio de la mayoría del sector productivo nacional y se convierten en una respuesta al pedido de ciertos sectores: los trabajadores individuales y las Pymes, que hasta el momento eran los grandes olvidados y hasta cierto punto, los más difíciles de apoyar por una serie de razones dignas de otro editorial explicado.

De los 6 millones de dominicanos que trabajan, no llegan a 3 millones aquellos que se encuentran en el sector formal. razón por lo cual, FASE se quedaba corto, la creación del nuevo programa “Pa’ tí”, viene en socorro de un sector que se sentía abandonado y que necesitaba desesperadamente de respuesta del gobierno.

El otro sector son las Pymes; en la República Dominicana existen 1.4 millones de MiPymes, que representan el 98% del total de empresas, generando 2.2 millones de empleos en la economía, lo que equivale al 54.4% de la población ocupada en mercado de trabajo y aportando un significativo porcentaje al PIB de 38.6%.

Muchas de ellas están en serio peligro tras dos meses y quizás más sin producir, acumulando deudas o perdiendo inventario por las medidas tomadas para tratar de detener el avance del Covid-19. La creación de Fondo de Garantías y Financiamiento para las pequeñas y medianas empresas, sumado a la nueva forma de pago de impuestos, viene a ser un respiro para un sector de la economía que estaba bajo unos niveles de stress peligroso, no sólo para ellas, si no para la estabilidad económica del país.

Al parecer, Danilo Medina puso el oído en el corazón del pueblo con este discurso, con el anuncio de una serie de medidas Salomónicas que permiten un balance entre la salud de los ciudadanos y la salud de la economía dominicana.

Solo queda pedir a los dominicanos prudencia ante este discurso esperanzador y cumplir a rajatabla las medidas anunciadas, para mantener el distanciamiento social. Estamos en la Fase 1, de todos depende que lleguen las subsiguientes.

elpregonerord@gmail.com

Colabora con El Pregonero
Click aquí para donar

Compartir:
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •